12 febrero 2021

Electrolisis Percutánea

Técnica que consiste en introducir una aguja, normalmente mediante acompañamiento ecográfico, en la zona a tratar y aplicar una corriente continua galvánica en ella (cátodo), para producir cambios electroquímicos en el tejido diana (produciendo una ablación electroquímica no térmica).

 

¿Dónde se aplica esta técnica?

Esta técnica se puede utilizar en los tejidos muscular y tendinoso, teniendo mucha utilización en las lesiones tendinosas. En estos tejidos se trabajan distintas zonas, en el tendón se va a llevar la técnica a la zona del paratendón (superficial), a la zona del core del tendón (profundo) y zonas de interfase (tejidos adyacentes). Y en el músculo, habrá diversas zonas en las lesiones agudas (uniones miotendinosas, mioconectivas y mioaponeuróticas). Para la correcta localización de las zonas anteriormente nombradas, es muy recomendable la utilización de un ecógrafo. Por otro lado, también es muy recomendable para ver el efecto del tratamiento, ya que aparecerá el gas producido por la corriente alrededor de la aguja que está administrando el tratamiento en forma de nube hiperecoica (blanca). La técnica se realiza localizando la zona a tratar y poniendo el electrodo en una zona a craneal al punto de inserción de la aguja.

Posteriormente, se aplica el tratamiento con una intensidad y tiempo inversamente proporcionales, comprendidos entre 0,2 a 6 mA y unos segundos a varios minutos, dependiendo de la zona y el paciente que se trata. Nunca se hace más de una sesión a la semana y se aconseja no tomar AINES ni hacer terapias antiinflamatorias durante la fase de respuesta inflamatoria.

 

*Se puede encontrar el equipo en la serie APS
*Se pueden encontrar las agujas en las series AE, BE i E

Categorías: Blog

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y ofrecerte una buena experiencia de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes conocer aquí nuestra Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies